Cuernos arriba! Hoy se celebra el Día Mundial del Rock

 


Cada 13 de julio se celebra a nivel mundial el Día Internacional del Rock, ese género estridente 

que marcó a varias generaciones de chicos rebeldes y que a la fecha, sigue teniendo un lugar 

privilegiado en las listas de popularidad.

Pero ¿Sabes por qué se celebra el Día Mundial del Rock?

En los años 80 el mundo se dio cuenta que Somalia y Etiopía estaban hundidos en el hambre. 

Escenas desgarradoras de  niños desnutridos se mostraron en noticieros y aunque el panorama era 

terrible, un grupo de músicos decidieron trabajar para hace un cambio.  Liderados por el productor Bob 

Geldolf,  el 13 de julio de 1985 se organizó el Festiva Musical Live Aid, el cuál ofreció una cartelera 

irrepetible y recaudó fondos para ayudar a la crisis que vivían aquellos países.

Bandas como Queen, The Who, Paul McCartney,  U2, The Beach Boys, 

Elton John, Sting o “su majestad” David Bowie hicieron temblar el estadio Wembley de Londres. 


Simultaneamente, en los Estados Unidos también se realizaba la versión "Americana" del Live Aid, 

con artistas de la talla de Black Sabbath, con Ozzy Ozbourne,  Led Zeppelin, Madonna, Eric Clapton, 

Bob Dylan  y estuvieron sobre el escenario del estadio John F. Kennedy de Filadelfia. 


Fue así como se eligió el 13 de julio para celebrar al rock and roll, como recuerdo de aquel 

movimiento solidario que utilizó la música para ayudar al prójimo.


En este nuevo aniversario del Día Mundial del Rock, Assist Card seleccionó algunas capitales

rockeras alrededor del mundo como una breve guía o -playlist viajera- para aquellos

melómanos que disfrutan visitando la cuna de las grandes voces, bandas o canciones en la

historia de este género y que sigue más vigente que nunca.


Memphis (EE UU): Si alguien todavía cree que el Rey del Rock vive, seguramente un buen

lugar para comenzar a buscarlo es en la ciudad más importante de Tennessee. La alargada

sombra de Elvis Presley se extiende por cada rincón, aunque, su gran mansión Graceland es

un verdadero centro de peregrinación a 15 kilómetros del centro, donde su tumba siempre llena

de flores y fanáticos, conmueve. Existen visitas guiadas a los míticos Sun Studios sindicados

como parte clave en el nacimiento y popularización del género, ya que aquí se grabaron los

primeros discos de Elvis. Para complementar una experiencia histórica, se recomienda asistir a

un concierto en el mítico club Beale donde reina el blues, unos de sus precursores del rock.

También se puede revivir la historia del rock a través del soul, -un derivado entre el rock and

roll, el R&B y la música góspel- en el número 926 de East McLemore St, donde el Museo Stax

ofrece lo mejor de este subgénero; aquí grabaron Otis Redding o Isaac Hayes.


Liverpool (Inglaterra): La banda más famosa del Reino Unido fue conocida como “los 4 de

Liverpool”. Es, sin dudas, otra meca para melómanos de estilos más clásicos gracias a la

historia escrita por este gran fenómeno de masas en torno al rock and roll a partir de los años

sesenta. The Beatles es posiblemente la banda más famosa en el mundo y la más importante

para la música moderna. La ciudad, siempre ha reconocido la importancia de John, Paul,

George y Ringo, tanto como para dedicar estatuas y hasta un aeropuerto. Además del museo y

los lugares históricos como Fab Four, Penny Lane y Strawberry Fields, nadie puede dejar de

visitar The Cavern Club, el verdadero cuartel general de los Beatles. Además de escuchar

buena música en vivo, se pueden encontrar un sinfín de objetos musicales emblemáticos.


Londres (Inglaterra): Las señas de identidad rockera de la capital británica no empieza ni

termina con el concierto de Live Aid en el antiguo estadio de Wembley que dio inicio a la

celebración del Día Mundial del Rock, así como tampoco podríamos contar aquí todas las

vinculaciones, estilos y subgéneros del rock que surgieron en esta ciudad. Sólo por mencionar

algunos lugares para visitar y conocer; un barrio en particular sobresale entre el resto: Camden

Town. El hogar de artistas como David Bowie, Amy Winehouse o Chris Martin de Coldplay. La

herencia musical del barrio sigue viva en el Dublin Castle, o el Electric Ballroom, con más de 70

años durante los cuales ha sido anfitrión de grandes grupos de la talla de The Clash, U2 y The

Smiths. En Oxford Street puedes visitar el 100 Club, lugar donde los Sex Pistols tocaron por

primera vez, mientras que en Kensington puedes ver el hogar de Freddie Mercury y en

Camden Square, la casa de Amy Winehouse... entre otros muchos ejemplos como imperdibles

son el Nashville Pub, The Intrepid Fox o The Crobar.

Share:

Publicar un comentario

Copyright © Revista ESE. Designed by OddThemes